>>RADIO ARSENAL SEÑAL EN VIVO>>
  QUIENES SOMOS
  => Pensamiento Político
  => Núcleos Alexivivistas
  => Alexis Gonzales
  => Kley Gomez
  COMUNA EL PANAL 2021
  CIRCUITO DE MEDIOS INCENDIARIOS
  COMUNICADOS PÚBLICOS
  GALERIA
  ENLACES
Pensamiento Político


 

¿Entonces cual es nuestra definición ideológica?
La línea ideológica del C.A.G.V.C, no es otra que el Marxismo-Leninismo, puesto que este indudablemente es una luz, guía para los pueblos del mundo en la construcción de su propia emancipación, y es a esto, como fin último a lo que aspiramos, a la emancipación de las cadenas del capital. En un primer momento, nuestro accionar se encontró fuertemente influenciado por la gesta de héroes latinoamericanos como Ernesto Guevara de la Serna, cuyo brazo libertario aún hoy recorre América en los corazones de cientos de valientes que desde las montañas Caquetanas hasta el sur de las selvas del Huallaga luchan por el mundo que todos los revolucionarios soñamos. 

 También es cierto, que muchos de nosotros tenemos el color de esta tierra, y que somos herederos de la tradición de lucha de nuestros aborígenes, y por ello muchas veces el accionar heroico de Zapata y sus hombres de maíz, tan parecidos a nosotros, sirve de referente de lucha, tanto, que también hay cientos de miles de valientes construyendo un mundo mas justo en las montañas del sudeste mejicano, y como nosotros, tampoco tienen otro rostro que la revolución…quienes como nosotros, decidieron cubrir su rostro para entonces lograr la mirada de los injustos poderosos, y hoy son hermanos de nuestra lucha allá en su tierra.

 Lo cierto, es que nuestra línea ideológica fundamental es el Marxismo-Leninismo, y una de nuestras principales referencias de lucha es Ernesto “Ché” Guevara, pero indiscutiblemente, estamos dispuestos a nutrirnos con los éxitos de las distintas experiencias organizativas de nuestros hermanos latinoamericanos, pues fue nuestra madre, esta Pachamama excelsa quien nos dio este intoxicante deseo de libertad que años de muerte y opresión no han conseguido apagar, mas sin embargo, no podemos negar que el Alexis Vivismo hace mucho comenzó a ser una praxis reconocida y referenciada en distintas esferas, tanto nacionales como internacionales, puesto que es parte de la labor diaria de la organización adaptar el Marxismo-leninismo a la realidad de las barriadas venezolanas, otrora casa de los mas angustiantes modos de de vida en pobreza, hoy faro de luz que ilumina el camino de toda futura revolución en la patria de Bolívar, o en el anahe tumeré de Guaicaipuro.

 En vista de que las mas grandes doctrinas liberadoras del mundo, han nacido de la sistematización y adecuación de ciertas formas teóricas a la praxis particular de los espacios en que fueron llevadas, en el C.A.G.V.C, con humildad pero en conciencia del enorme camino avanzado, podemos definir la línea ideológica de la organización como Marxista-Leninista, que reforzada por el ejemplo de Guevara y adecuada a la realidad de Venezuela, se ha transformado en un Marxismo-Leninismo de nuevo orden, adaptado a la lucha antiimperialista en su expresión de estados nacionales, y por otro lado a la lucha contra la opresión globalizadora de las multinacionales del horror…adecuada a la lucha del proletariado, y de aquellos que Marx conoce como el “ejercito de reserva”, que en Venezuela son una basta masa de infortunados completamente excluidos del sistema de producción formal…nuestra línea ideológica entonces es indiscutiblemente Marxista-Leninista, y nuestra praxis indudablemente es el Alexis Vivismo, el trabajo teórico en el seno de la organización dará paso entonces en un futuro cercano y de esperanzas al… MARXISMO-LENINISMO-ALEXIS VIVISMO, como herramienta teórica para el pueblo venezolano en la lucha por su emancipación.

 ¿Por qué Marxistas-leninistas?


 A menudo surge en el seno de las masas mas ajenas al esclarecimiento político-teórico serias dudas en cuanto a la necesidad de asumir el Marxismo-leninismo como línea teórica básica en el tránsito a su emancipación del mundo capitalista; estas dudas no son en forma alguna casuales, sino que se basan en la estrategia descalificativa implementada por la burguesía para entorpecer el camino de luchas de la organización revolucionaria.

 La primera mentira que encontrará en el ambiente quien se sienta inclinado a utilizar el Marxismo-leninismo como herramienta teórica fundamental en la construcción de un mundo de igualdades, justo y comunista, se centra en la alegre aseveración de que “El marxismo es obsoleto, esta pasado de moda, es anticuado o inapropiado”; ante esto la primera pregunta esclarecedora que debe plantearse el cuadro en formación estará destinada a razonar sobre la certidumbre de tales planteamientos, y el esclarecimiento procederá entonces en varios sentidos que responden a la magnitud del ataque, a saber:

 1-Considerar al marxismo obsoleto es asegurar que el orden existente, el Capitalismo, lo es aún más, por cuanto el marxismo surge como crítica al mismo en sus distintas expresiones.
 2-El marxismo no podrá considerarse pasado de moda, por cuanto nunca fue su pretensión convertirse en una, sino establecerse como guía teórica-científica para lograr la construcción del nuevo conocimiento que invariablemente conducirá, por la vía del análisis de las contradicciones a la concreción de una sociedad de iguales.
 3-El marxismo es un método dialéctico, y por esa razón, dependerá en su concreción de los factores materiales e históricos de una sociedad, por cuanto esto es así, asegurar que es inapropiado de forma indiscriminada es un juicio de valor absolutista y completamente alejado de los principios de ciencia, razón o incluso democracia tan defendidos por la cultura de las elites dominantes.

 Es común a su vez, escuchar como aquellos otros “falsos entendidos” en cuanto al conocimiento en general pretenden asegurar que el Marxismo-leninismo como sistema político, económico y social, es un sistema que conduce a los pueblos a la miseria, y señalan distintas realidades para sustentar tan burdo argumento, como el derrumbe del campo socialista, la resistencia del heróico pueblo cubano, o la desesperada situación de la Norcorea, en ese sentido, cualquier persona que busque comprender la necesidad histórica de construir un camino hacia el comunismo deberá asumir:

 El Marxismo como doctrina económica que propone la intervención reguladora del estado en el devenir de la dinámica económica ordinaria de las naciones, alcanzó su maximo y referencial nivel de aplicación en la victoria de los miles de obreros y campesinos que al mando de Lenin sellan por la vía de la insurrección popular en Octubre del 17, el nacimiento de la Unión de Repúblicas Soberanas Socialistas Soviéticas. Cuando tal acontecimiento histórico sucede, la Rusia, como principal nación integrante de la U.R.S.S se encontraba completamente sumida en una crisis de todo orden, con millones de combatientes mal armados y hambrientos cayendo en las trincheras de combate de la Primera Guerra Mundial, al mando de un Zar anquilosado en el feudalismo, y con la miseria generalizada de la población rusa en general. En ese escenario, es en donde se comienza a implementar la teoría marxista, de la mano de la inagotable figura creadora de Lenin, y el resultado del desarrollo soviético conduce, incluso al mas fanático de los observadores contrarrevolucionarios a aceptar que el mundo en un determinado momento fue bipolar, y la U.R.S.S una de las dos potencias dominantes en el panorama geoestratégico del orbe. Si esto fue innegablemente así, es absolutamente imposible aseverar que un sistema económico, político y social que conduce a una nación anquilosada en el feudalismo, la inexistencia de aparato productivo, y la desmoralización post-derrota bélica a ser una de las potencias dominantes del orbe, es un sistema que produce miserias.

 Por otro lado, siendo nuestro escenario de acción Venezuela, cuna de Bolívar y de un pueblo insumiso, conviene contribuir al esclarecimiento de la mentira de mayor magnitud que suele repetirse por los labios de la burguesía dominante para desorientar a los hijos del pueblo, “Los comunistas quieren que Venezuela se ponga como Cuba”. Es cierto que los venezolanos que emprendemos la lucha por una patria socialista, asumimos que es innegable el avance del pueblo cubano en algunos aspectos, y aún cuando dicho avance represente una innegable guía, es absurdo pretender que los Comunistas venezolanos queremos copiar el modelo cubano, cuando estamos plenamente convencidos de que la revolución no debe ser “Ni calco ni copia, sino creación heróica”. Es conveniente aclarar además, que mientras el pueblo cubano afrontaba con gallardía las consecuencias de su rebeldía frente al imperialismo mundial, el pueblo venezolano disfrutó pos-firma del pacto de Punto fijo, las mieles del intercambio y “ayuda” provenientes de los distintos sectores del capitalismo imperante, y Venezuela, la aliada de los yankis, aún en dichas circunstancias padeció hambre y miseria, quizás en mayor medida que la Cuba socialista de Castro y Guevara, diametralmente opuesta en su sentido existencial, y valiente vanguardia de los pueblos indoamericanos en la construcción de un modelo de vida mas justo.
 
Es por esta y muchas otras razones por las que nuestra convicción nos lleva a aseverar que somos Marxistas-Leninistas, y que la razón es la respuesta contra las infundadas convicciones de la burguesía dominante que hace mucho tiempo dejó de razonar, y hoy mas bien se dedica a elucubrar para evitar que los hijos del pueblo tengan certera apreciación del entorno sociopolítico que le rodea, entren en confusión, o se haga mas difícil la claridad en su pensamiento.

 Por qué revindicamos a Bolívar y a Guevara?

 La razón por la que Bolívar es un innegable referente en cuanto a nuestros patrones de influencia sobre el accionar de cada militante Alexis vivista, se centra en el hecho de que la carrera de los pueblos indoamericanos por la emancipación ciertamente fue iniciada por nuestros padres libertadores, y muy puntualmente por Bolívar, aún cuando dicha gesta parece lejana en el tiempo, ciertas circunstancias muy puntuales que hacen entender nuestra guerra de independencia como una gran guerra civil entre el orden burgués Europeo y el emergente orden burgués nacional guarda similitud con un panorama actual donde la burguesía nacional no solo es débil en el sentido productivo, sino absolutamente dependiente de los lazos de las trasnacionales capitalistas. En este hecho directamente podemos decir que cada Alexis vivista que empuña las armas hoy en día, lo hace imbuido del espíritu bolivariano adaptado a un nuevo tiempo, donde además de comprender la necesidad de establecer la soberanía integral de nuestra nación, es necesaria la integración de los pueblos tal y como se plantea en el ideario bolivariano en distintos documentos referentes a la organización de los congresos del istmo, pero redimensionado y profundizado al hecho de que es absolutamente necesario ser internacionalista y solidario con los hermanos de otras naciones en la construcción de un camino a la libertad Comunista, tal y como hiciese Bolívar en la instauración de la soberanía para nuestros pueblos.

 De otra forma, Ernesto Guevara de la Serna no es solo un referente mas reciente en cuanto a la lucha de los nuevos tiempos, y el cliché romántico de que siempre actuó consecuentemente con sus pensamientos libertarios, sino que pasa a convertirse en un referente teórico, político y social, que cobra nuevas proporciones en el entendimiento del rol de humanidad dentro del nuevo estado del socialismo, donde la revolución avanza constantemente sobre los hombros de los nuevos hombres que nacidos en el seno de los avances del modelo revolucionario de organización tenderán a desarrollarse lejos de las impurezas a que fuerza nuestro andar el marco del capitalismo, sellando con esto el nacimiento de una nueva sociedad, en la misma medida en que el hecho biológico de las transiciones generacionales se sucede.

 De mas esta decir, que el respeto y admiración que levanta sobre cualquier revolucionario el ejemplo de combate de uno de los cuadros revolucionarios mas completos y entregados que ha conocido la historia no es para nada desdeñable si se trata de entretejer una identidad para el cuadro revolucionario como ese ser integral dispuesto a todo para cambiar el orden del mundo aún a costa del sacrificio de su propia integridad.                                         
                                                                           
PRENSA AL INSTANTE  
   
Publicidad  
   
LA TUMBA DEL GUERRILLERO  
   
Marx: Salario, precio y ganancia (primera parte)  
   
Marx: Salario, precio y ganancia (segunda parte)  
   
CONTADOR  
  Anuns  
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=